sábado, 14 de diciembre de 2013

Tras sinsajo - Capítulo 8

Al poco rato de hablar con Peeta me he dormido. Hoy he dormido muchísimo, si; pero siento que el peso de mi cuerpo es enorme y además se me estaban cerrando los ojos, así que he decidido dormir.
Cuando me he despertado he visto como en el sillón de alado estaba sentada mi hijita Prim, leiendo un libro.
-¿Ya te has despertado mamá? -me pregunta la pequeña, en sus ojos noto preocupación.
-Si cariño ¿Tu qué tal en el colegio?
-Bien, bueno... Si, bien -Dice con duda. Mira alrededor asegurándose que no hay nadie- Papá a llevado a Gale a la plaza, han ido a comprar algo, no sé el que.
-¿Qué lees?
-Mira- y deja sobre mis manos el libro, se titula "la niña del bosque" -¿De que trata? -le pregunto con curiosidad.
-Es una niña que nace y vive en el bosque y encuentra una especie de Distrito... Pero todavía me falta la mitad del libro para terminarlo.- respira hondo y me mira- ¿Porqué has llorado a la mañana mamá? Estoy muy preocupada... ¿Es grave?
Le miro a los ojos, y veo que los tiene llorosos, y no puedo evitar sentirme culpable.
-Era por mi hermana... 
-¡¿Tu hermana?!
-Si, mi hermana que falleció... Es una larga historia.
Le miro a los ojos, y veo que los tiene llorosos, y no puedo evitar sentirme culpable.
Todavía dudo si me saldrán las palabras, pero le debo una explicación.
-Papá y yo queríamos contároslo más tarde, pero creo que ha llegado el momento- suspiro y me pongo a pensar por donde empezar- Te lo contaré desde el principio ¿Vale? Hace años, muchos años Panem no era como vosotros lo conocéis. Antes de que yo naciera, unos 58 años antes más o menos, los Distritos se enfadaron con el Capitolio.
-¿Por que? 
-Deja las preguntas para el final Prim, primero déjame contarte la historia.- ella asiente con la cabeza.-Bueno, la cosa es que los del Capitolio tenían todo lo que necesitaban y más. Podían pasarse el día comiendo y aun así les sobraría, y no solo eso, tenían las mejores tecnologías, toda la ropa, accesorios, y tonterías que querían, mientras en los distritos la gente pasaba hambre y tenía que trabajar muchísimo si no querían morir de hambre. Por eso se enfadaron los Distritos y decidieron revelarse contra ellos, por eso hubo una guerra, una guerra en el que al final los distritos perdieron. El Capitolio como castigo se supone que hizo desaparecer el Distrito 13, y invento unos "Juegos"- digo, mientras intento que capte la ironía.- Los Juegos del Hambre. Después de 58 años, como te he dicho antes, yo nací, y papá también, yo era de una familia pobre, mi padre era minero y mi madre, tu abuela, hacía pequeños trabajillos por el Distrito, y como sabía de medicina ayudaba a la gente. Cuando tenía cuatro años nació Prim, mi hermana.
-¿Se llamaba como yo?- me mira- Uii, perdona... Sigue mamá.- y yo le sonrío.
-Si, o bueno... Mejor dicho tu te llamas como ella.- ¿Por donde iba? Ah si... Pues bueno, era ella cariñosa, muy buena persona, era muy dulce, todo el mundo la quería... Pero cuando tenía ya los 11 cumplidos, mi padre falleció en un accidente en la mina, y con eso mi madre cogió tal disgusto que no fue capaz de moverse de la cama en muchísimo tiempo; mientras nosotras, mi hermana y yo, teníamos que comer, pero teníamos ni dinero ni nada, y lo estábamos pasando muy mal. Un día de esos, cogí la ropa vieja de Prim y fui a venderlo al mercado, pero nadie las quería y me quedé tan hecha polvo que decidí ir a buscar en las basuras de los carniceros, panaderos... Y así conocí a papá, el me dio un trozo de pan; aunque después su madre le pego por eso... El día siguiente, quise darle las gracias, pero me daba muchísima vergüenza, pero me quede mirándole, el hizo lo mismo y cuando aparte la mirada vi un pequeño diente de león... Y ver aquello, no sé, me dio esperanza... ¿Entiendes? Es complicado- pero ella asiente con la cabeza- entonces decidí que empezaría a cazar como mi padre. Durante los próximos años alimente a mi familia con la ayuda de un amigo, hasta que llego el día de la cosecha de los septuagesimocuartos juegos del hambre. ¿Sabes lo que es?
-Si, más o menos... Nos lo explicaron en el colegio
-Bueno, pues era el primer día de la cosecha de Prim y yo como tenía dieseis años tuve que ir también... Y ella salio elegida. Pero no podía dejar que le pasase eso y me presente voluntaria por ella. Y entre los chicos salio papá.
-Así que... ¿Papá y tu fuisteis a Los Juegos? ¿A esos juegos que tanto miedo dan?
-Si cariño, así es...
En ese instante se abre la puerta de casa, y Gale entra corriendo en el salón.
-¡Hola! Se acerca a donde mi ¡Hola mamá! -y me sonríe.
-Hola guapo.- por la entrada veo a Peeta con una bolsa en la mano, y se acerca a donde mi.
-¿Estás mejor?
-Si Peeta, mucho mejor... Estábamos aquí Prim y yo hablando.- y le sonrío para que no se preocupe.
-Mamá, cuéntame todo por favor... -me dice Prim.
-Ahora no es el momento.- le doy un besito en la nariz.-Peeta, te ayudaré con la cena.
Me acerco a la cocina, y voy directamente hacía sus brazos. Necesitaba este cálido abrazo, y no me separo de el unos cuantos minutos. Sus brazos son fuertes, capaces de coger mucho peso, y cuando me abraza noto esa fuerza que me transmite seguridad.
Aprovecho para contarle todo lo que le he dicho a Prim, y el me vuelve a abrazar.
-Has hecho lo mejor, sé que para ti es muy duro Katniss, lo sé y lo entiendo... Supongo que sientes lo mismo que cuando se sentí que te perdía.
Derramo una pequeña lágrima, y tras esa otra y otra más... Durante todo ese rato siento sus brazos abrazando mi cuerpo. Pasa mucho tiempo hasta que consigo calmarme, y entonces el me dice.
-Tranquila, iré a hablar con Prim y le contaré yo todo. Tu solo respira hondo... Pronto estaré otra vez aquí, contigo. Te lo prometo.

12 comentarios:

Anónimo dijo...

OH DIOS, OH DIOS, QUE BONITO!
Este capítulo a sido totalmente asdfghjklñ.
Me ha llegado muchísimo, de verdad, y me ha hecho recordar lo bonitos que son los libros.
Espero el próximo capítulo con ansia, haber si es pronto^^
Un enorme beso :) :) :)

Tributo dijo...

Precioso capítulo; muy trabajado y muy bueno.
Acabo de leerme todos tus capítulos y la verdad es que me gusta mucho tu blog, y da respuesta a algunas preguntas que tenía en la cabeza sobre el libro.
Sigue así, porque no me canso de leerte.
Un beso de esta tributo.

Everdeen dijo...

Muchas gracias, me alegro de que te haya gustado tanto!
Otro beso para ti :)

Everdeen dijo...

Muchas gracias tributo!
Me alegro muchísimo, la verdad... :)
Así seguiré!
Otro beso para ti :)

Marta Sánchez dijo...

Esta genial, con cada capítulo te superas.

Un beso ;)

Claudia Everdeen dijo...

Me encanta:) Sigue así. Este capítulo ha sido muy emotivo me ha llegado al corazon :')

Everdeen dijo...

Muchas gracias Marta!
Un beso :)

Everdeen dijo...

Muchisimas gracias, jeje me alegroo :)
Un beso!

Liagi dijo...

*_______* Este capítulo me ha llegado dios.
Me ha encantado, como todos los demás!
Estos capítulos dan ganas de más.
Espero el siguiente capítulo, haber si lo podemos leer pronto :3

mugaale dijo...

Quiero hacer en mi blog un pequeño "concurso" del mejor blog de historias y tal... El tuyo es de los mejores que he leido, asi que el tuyo entra en este concurso.
Tu blog es genial, y tu capítulos me gustan mucho.
Un beso :)

Everdeen dijo...

Muchas gracias!
Yo tambien espero... Jajaja
Un besito :)

Everdeen dijo...

Joe, muchisimas gracias!
No me esperaba algo así para nada...
Otra vez, gracias!
Un besito :)